Compartir
Anunciate con Nosotros
Anunciate con Nosotros

Zoe Robledo Aburto, director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) descartó recortes de personal y aseguró que la austeridad republicana tiene que ver con evitar gastos superfluos y toda «la parafernalia del poder».
Entrevistado en Palacio Nacional, luego de asistir a una reunión de gabinete con el presidente Andrés Manuel López Obrador, el funcionario dijo que recibió la instrucción de seguir trabajando bajo los lineamientos de austeridad con la finalidad de brindar una mejor atención a la población.
«No se trata de recortes, nosotros no tenemos recortes, el Instituto opera con 95% de su personal, es sindicalizado y de base y no ha habido despidos en ese personal, que es el personal médico, el más importante. La austeridad es un asunto general de evitar gastos superfluos, lujos, toda la parafernalia del poder, de eso se trata y creo que los derechohabientes lo van a agradecer, ellos lo que quieren es más doctores, no más guaruras para un director», resaltó.

Al ser cuestionado por la alerta roja por dengue que emitió Guatemala, el director del Seguro Social aseguró que se está trabajando de manera coordinada con la Secretaría de Salud para atender a la población migrante y así evitar cualquier contingencia sanitaria.
«Desde 2014 en las unidades rurales de IMSS-Bienestar se ha atendido migrantes. Entonces, ¿qué es lo que tenemos que hacer? Garantizar que con las revisiones en la frontera sur evitemos cualquier contingencia con alguna cuestión sanitaria como el asunto del dengue que acaban declarar en Guatemala».
Mencionó que si bien la migración no es un tema nuevo, desde 2008 se ha ido incrementado de manera exponencial y al igual que la atención que brinda el instituto.
«En las unidades médicas rurales de IMSS-Bienestar, desde hace varios años se atiende a migrantes, son a razón de siete mil consultas anuales a población migrante que va en tránsito por Chiapas, por Oaxaca, por Veracruz, Tamaulipas, en toda esa ruta, ahora lo importante es que la migración sea ordenada para prever este tipo de asuntos».
EL UNIVERSAL publicó que en los últimos cinco años el número de consultas que brindó el instituto a migrantes procedentes de Honduras, El Salvador y Guatemala creció más de 400%, en 2013 atendió a 7 mil 045, y en 2018 a 38 mil 215.

Anunciate con Nosotros