Compartir
Anunciate con Nosotros
Anunciate con Nosotros

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. – Una madre de familia denunció a la directora del Jardín de Niños “Fernando Montes de Oca”, de la colonia Adonahí, en Tuxtla Gutiérrez, Eugenia Lilly Balbuena Sibaja, debido a que mantuvo por espacio de dos horas en el baño a un niño que se había hecho popó sin que le avisara a los padres.

Alrededor de las 10 de la mañana de este lunes 22 de enero, el niño —de cuatro años— pidió permiso para ir al baño; sin embargo, no alcanzó a llegar, motivo por el cual se hizo popó en su ropita y manchó la pared y el piso del baño.

Al notar que el niño no regresaba, su maestra fue a verlo y lo encontró en tales condiciones. Le avisó a la directora, Eugenia Lilly, para que le informaran a la mamá, debido a que las maestras tienen prohibido usar sus teléfonos celulares en horas de clases y el teléfono de la institución no tiene línea porque no han pagado.

Fue así que la directora le dijo a la maestra que saliera a la calle para buscar o pedir favor que localizaran a una madre de familia del salón y le dijeran a doña Elizabeth ‘N’ que su niño se había hecho popó.

Ya había pasado más de una hora y el niño seguía encerrado en el baño.

Cuando la madre llegó eran casi las doce del día. Encontró a su niño aún en el baño, mientras sus compañeritos estaban parados en la puerta y se reían de él.

Antes de que Doña Elizabeth cambiara de ropa a su hijo, la directora Eugenia Lilly Balbuena le ordenó que lavara el piso y la pared del baño, incluso le dijo a la intendente que le diera una cubeta y jabón para que doña Elizabeth hiciera lo que le había ordenado.

No obstante, no había jabón, por lo que la señora Elizabeth tuvo que lavar con sus manos y con pura agua las paredes y el piso del baño.

La mamá lavó a su hijo, lo cambió de ropa y firmó un documento de autorización a la maestra para que lo pudiera llevar a casa.

En este momento, el niño se quejaba de hambre y dolor de cabeza, puesto que ya había pasado la hora del refrigerio y no le habían dado de comer, denunció la madre de familia quien añadió que su hijo ya tenía bastante rosadas sus pompitas.

Es importante recordar que hace unos meses un padre de familia se robó 80 mil pesos, más o menos, de la cuota de padres de familia, sin que nadie haya intervenido.

Recientemente, una madre de familia, presuntamente la presidenta del Comité de Padres de Familia, en contubernio con la directora Balbuena Sibaja, también desapareció una cantidad equivalente a la primera, producto de la cuota de padres de familia.

Ante esta situación, los papás y las mamás del Jardín de Niños “Fernando Montes de Oca”, indignados por lo que acaba de suceder y por los frecuentes saqueos de los recursos, piden a las autoridades educativas, particularmente a la Secretaría de Educación, que investiguen el caso y castiguen a los responsables. Fsur.

Anunciate con Nosotros